Manuel López Gallego nació en Camelle (La Coruña) en 1960, pero ha vivido siempre en Extremadura, de donde es su familia. Estudió Magisterio en Badajoz y Filología Hispánica en Cáceres. Fue durante algunos años maestro y más tarde profesor de Lengua y literatura en Secundaria y Bachillerato.

Empezó escribiendo libros de relatos (La puerta del palacio, El equilibrista, Novena de San Matías) y de viajes (Estaciones del Sur, El río del lobo), pero desde que descubrió la literatura para jóvenes no ha abandonado este género. Con él ha conseguido lectores y reconocimientos: premio Leer es vivir en 2006, premio villa de Pozuelo o el premio de la diputación de Córdoba. Sus títulos son:  El alma del bosque, La manzana de Marco Polo, El naufragio, El poeta y la muerte y Viento Azul.